Artículo: Las imágenes invaden Valparaíso: parte el Festival Internacional de Fotografía

/blog/Noticias
2018-10-29

Nueve exposiciones, seis sesiones de charlas, una carpa de circo, brigadas fotográficas y una serie de talleres conforman el programa de este evento gratuito, que se realiza por novena vez en el puerto. 

Bajo la consigna "¿El tiempo es una ilusión?", más de cien fotógrafos chilenos y extranjeros se reunirán en Valparaíso a partir de hoy -y hasta el próximo sábado-, para disparar sus cámaras, exponer su trabajo, dialogar con el público y aprender de sus pares, en el marco del Festival Internacional de Fotografía (FIFV). "Tomamos esa premisa, porque el tiempo es un elemento central en la fotografía. Primero, cuando uno hace una imagen, el tiempo de obturación determina la realidad que finalmente se capturará. Pero luego, además de lo técnico, la fotografía siempre intenta provocar la condición del tiempo. Una foto se refiere a un instante específico, a una realidad, pero cuando un tercero la observa se genera un quiebre en ese tiempo, y suceden cosas. En este encuentro queremos investigar esos conceptos", dice Rodrigo Gómez-Rovira, director del FIFV, que se realiza con fondos del Ministerio de las Culturas, además de aportes municipales y de empresas privadas.
 
Esta novena edición demuestra cuánto ha crecido el festival. Ahora, su programa, que es completamente gratuito, contempla más de nueve exposiciones, tres workshops a cargo de invitados extranjeros (Arno Brignon, Laura Henno y Mónica Allende), seis días de diálogos -que se desarrollarán en El Internado- y más de veinte brigadas fotográficas que se desplegarán por el puerto para hacer imágenes. Pero esta versión también incluye una carpa de circo que, entre el 31 de octubre y el 3 de noviembre, se instalará en la Plaza Cívica. Allí habrá exhibiciones de fotolibros, proyecciones de documentales, sesiones de retratos y lanzamientos de publicaciones. Todo, como celebración de los nueve años.
 
"Decidimos hacer un festejo ahora, y no en la décima versión, porque el nueve es un número más lúdico, más ambiguo. Si lo miras por un lado, es nueve; por el otro, es seis. Ese es el espíritu que nos interesa. Haber sido capaces de tener en pie el FIFV por nueve años es mucho, pero también es poco en el sentido de que este lapso constituye un primer paso. Nos interesa cómo la fotografía es un pretexto para que sucedan otras cosas, como convivir, trabajar juntos, dialogar. No nos interesa la fotografía por la fotografía", afirma Gómez-Rovira.
 
Con la inauguración de ocho exposiciones -de fotografías hechas especialmente para el FIFV-, hoy comienza el festival, en la Sala de Artes Visuales del Parque Cultural de Valparaíso (PCdV). Una de las muestras -que estarán abiertas hasta el 30 de diciembre- es la de la destacada fotógrafa chilena Julia Toro. "Ella tiene, a sus 85 años, una cosa increíble. Una especie de chispa, de luz; una gran vitalidad y curiosidad interior. La invitamos a que viniera a experimentar al puerto. Aceptó y produjo una serie de imágenes arriba del trolebús. Al viajar en él, ella sintió que había entrado a la casa de Valparaíso, conectándose con la comunicación social que allí se da", explica el director del FIFV. De Julia Toro, se presentan más de veinte imágenes.
 
"La invitación para el público es a ser curiosos y a acompañarnos en todas las exploraciones que estamos haciendo, poniendo en obra", remata Gómez-Rovira, quien cuenta que la pasada edición del festival contó con más de 50 mil asistentes. Todo el programa está en el sitio FIFV.cl.